Investigan contrabando en la Aduana

429

Un grupo de altos funcionarios y empresarios de la Aduana están siendo investigados por presunto contrabando de mercadería con protección aduanera por montos multimillonarios entre el 2014 y 2015. 

La fiscal Gabriela Ruiz Morales y la Procuraduría de Criminalidad Económica y Lavado de Activos (Procelac) pidieron las indagatorias de dicho grupo.

Los investigadores pidieron, además, al juez en lo Penal Económico, Marcelo Aguinsky, que ordene una batería de embargos, inhibiciones, secuestros de la mercadería sospechada y decomisos sobre las compañías y personas sospechadas de componer la denominada “mafia de los contenedores”.

Los fiscales concentraron su acusación en tres miembros de la familia Paolantonio -Alejandro César, Miguel Fernando y Diego Raúl-, como así también a los representantes de un puñado de sociedades que participaron en la operatoria cuestionada: Transportes DTM SRL, Corport SA, Different Imports SA, New Unique Imports SA, Sicem BA SRL, Las Cortaderas SRL, Oslona SRL, Origini RM SRL y Lion Trade SRL.
Las solicitudes de indagatoria además llegaron a tres de los máximos jefes aduaneros durante la labor de Ricardo Echegaray al frente de la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP): Daniel Santana, Edgardo Paolucci y Eduardo Alfredo Bernardi, este último es el ex titular de la Aduana bonaerense al que le hallaron US$ 500.000 sin declarar en su residencia.
Los fiscales anticiparon que también tienen en mente llevar a tribunales “a toda otra persona que hubiese ejercido funciones de control sobre la operatoria” cuestionada entre enero de 2014 y diciembre de 2015.
En último lugar, los investigadores adicionalmente solicitaron investigar a la agente de transporte aduanero, Liliana Leguiza; los despachantes Juan Manuel Benavídes, Edgardo Mingrone, José Mocciola y Silvina Otturi, y a los máximos responsables de dos depósitos fiscales: Terminal Carga Tigre SA y Carestiba SA, de Jorge Lambiris, el empresario que vacacionó con Echegaray en Río de Janeiro.

 




Deja un comentario