Revelan que piloto de Malaysia Airlines pudo cometer suicidio-homicidio

80

Dos expertos revelaron una terrible hipótesis sobre la desaparición del vuelo MH370 de Malaysia Airlines, que en el año 2.014, se esfumó con 239 pasajeros. A través de unas investigaciones presentadas en el programa australiano “60 minutos”, los panelistas concluyeron que el piloto, despresurizó la cámara, para afectar los niveles de oxígeno de los pasajeros, y de esta forma dejarlos en estado de inconsciencia.

Las investigaciones fueron adelantadas por los especialistas, quienes iniciaron un interesante estudio, para tratar de dar respuestas fidedignas, a los parientes de los 239 pasajeros que perdieron la vida.

Impactantes conclusiones sobre el siniestro

Las escalofriantes revelaciones no terminan aquí, los expertos sostienen que Zaharie Ahmad Shah de 53 años, planificó de manera perfecta el suicidio-homicidio. Destacan que debió ser la única persona despierta durante el siniestro, esto según el recorrido y giros que realizó el Boeing 777, justo antes de desaparecer.

El principal investigador Larry Vance, ex jefe de la Oficina de Seguridad y Transporte de Australia, indicó que la tragedia del Malaysia Airlines, no puede describirse como un accidente, ya que el pilote Zaharie, planeó las muertes, así mismo, un oceanógrafo avaló los hechos posteriores ocurridos al avión y su tripulación.

De modo que los 239 pasajeros, jamás supieron que se embarcaban y viajaban directo a la muerte, al despresurizar la cámara sus niveles de oxígeno cayeron y ocasionaron el desmayo. De esta forma, el piloto, pudo conducir sin mayores complicaciones e interrupciones, de parte de sus compañeros de viaje. Esta es la más clara explicación a la falta de llamadas de emergencia, pedidas de auxilio, o despedidas, mientras se desencadenaba el siniestro evento que causó impactó y enlutó a las familias.

Por tanto Zaharie, consciente, piloteo girando de derecha a izquierda, hacía Penang, su ciudad natal, en un macabro ritual de despedida, o último adiós a su estancia.




Deja un comentario